dimecres, 28 de maig de 2014

Eleccions Europees

El PSC ha guanyat les eleccions a Sant Feliu, al ser la força més votada, al rebre la confiança de gairebé 3000 veïns. Això suposa que hem mantingut pràcticament  intacte el percentatge de confiança que ja varem obtenir ara fa dos anys en les eleccions autonòmiques, tot i que es força inferior al de fa 5 anys a les europees.

Valorem positivament l'increment a Sant Feliu de 9,3 punts en la participació, en relació a les eleccions de fa 5 anys, però negativament també, perquè encara es situa per sota del 50%.   Això demostra que  encara no s’ha aconseguit que hi hagi una percepció de la importància  real que pot tenir el Parlament Europeu, per a contrapesar les politiques d’austeritat que impulsen els Governs estatals, de majoria àmpliament conservadora en el  si de la UE.

L’avanç espectacular d’ERC i la irrupció de PODEMOS en l’espai polític de Sant Feliu ha estat una sorpresa. ERC amb els quasi 2700 vots obtinguts s’ha situat com a segona força política de la ciutat, sobrepassant ella també al dos grup (CiU i ICV) que governen Sant Feliu. Per altra banda, els més de 1000 vots obtinguts per una força política com PODEMOS, que no té presencia a la ciutat, reflecteix no només el suport a una idea i un missatge molt proper a les tesis del 15M, sinó també la importància creixent de les xarxes socials en els processos polítics.

Joan Tapia en el seu article del dilluns 26 de maig al Periódico, diu: "Seria un error projectar aquest resultat en les pròximes catalanes. La major participació (10%) i la victòria d'ERC indica que el electors més mobilitzats han sigut els independentistes més convençuts. I no és segur que això es repeteixi en un clima tens en unes autonòmiques. Els resultats dels altres partits podrien millorar, perquè ahir , malgrat tot, només va votar el 47,4% i en les catalanes del 2012 ho va fer 67,7%. Vint punts més".

Els resultats del PSC a nivell més general, coincidim amb la valoració expressada pel Primer Secretari Pere Navarro en el sentit que: “No hem tret uns bons resultats, malgrat que respecte les eleccions de 2012, hem tret un tant per cent similar. Però no estem gens satisfets. Hem de prendre nota, fer una profunda reflexió i prendre mesures”.

En aquest sentit, aquestes eleccions ha posat de manifest que ens cal treballar encara amb més força, perquè la gent ens vegi i ens percebi com una opció que està al seu costat per aconseguir la superació dels seus problemes fonamentals: La manca de feina, l'increment de les desigualtats que estan produint la dreta catalana i espanyola als seus drets socials i politics. 

Agraeixo tots els votants del Partit Socialista de Sant Feliu, el seu suport en aquestes eleccions europees  i els animo, amb el seu vot, a canviar el govern de la nostra ciutat en les properes eleccions municipals, al maig de 2015.


dilluns, 26 de maig de 2014

Podemos cambiar el gobierno de nuestra ciudad

A un año de las próximas elecciones municipales el balance del mandato de ICV-EUIA-ISF +CIU es decepcionante y claramente negativo para la ciudad y para la mayoría de ciudadanas y ciudadanos de Sant Feliu. Cuando más necesidad hay de medidas eficaces, de centrar los esfuerzos en garantizar los derechos sociales y los servicios públicos y el apoyo total al comercio, como formula generadora de empleo, nos encontramos con discursos vacíos y un gobierno falto de iniciativa, con afán recaudatorio sin que ello beneficie a los ciudadanos, más preocupado por aplicar medidas electoralistas para intentar maquillar 3 años de clientelismo y desgobierno que en dinamizar y “revivir” Sant Feliu y que ha optado por la indefinición como modelo y la falta de transparencia como estrategia.

Este es el balance:    

Subir el IBI. En el año 2013 recaudaron en concepto de IBI urbano 13,9 millones de euros, el 13% más que en el 2011. Recordemos que, gobernando el PSC y por voluntad política y ya con la crisis económica, el IBI tuvo una reducción del tipo impositivo del 2% anual. Actualmente quieren aplicar una subida del tipo ilegal, por este motivo el PSC presentó alegaciones, y hará lo que legalmente crea necesario para evitarlo.  

Incrementar las tasas por encima del IPC.

Crear una nueva tasa por tenencia de animales de compañía.

Reducir los servicios de recogida de residuos y limpieza. Los ciudadanos de Sant Feliu pagamos más impuestos para tener menos servicios.

Implantar por primera vez un copago en la tele asistencia y asistencia domiciliaria, gravando todavía más a pensionistas que perderán más poder adquisitivo, de sus ya exiguas pensiones.

No dar la Tarjeta Rosa hasta los 64 años. Con el PSC podían beneficiarse de la tarjeta a los 62.

En las “Escoles Bressol” el 51,8% de las familias pasaron de pagar 140 euros, en el curso 2011-12, de cuota básica mensual, a pagar 195 euros. La propuesta del PSC era congelar la cuota básica del curso 13-14 y hacer tramos progresivos hasta la cuota mínima, sin que las familias con rentas más bajas sufran la subida de un 50% por un solo euro de incremento en su renta, al pasar de una tarifa a otra. El PSC, en el anterior gobierno, durante 2 legislaturas, aplicó políticas sociales con bonificaciones y ayudas a las familias y congeló durante los últimos 3 cursos la cuota básica. El PSC no está en contra de la tarifación social, pero queremos una más justa y mejor distribuida. Como ejemplo: Espluges, un municipio similar al nuestro en habitantes y número de guarderías y gobernado por el PSC, con tarifación social, la cuota básica más alta,  es de 113 euros.

Eliminar las ayudas de los libros de texto. Las familias de nuestra ciudad tendrán que hacer más sacrificios, para comprar los libros de texto.

No tenemos servicio nocturno de urgencias sanitarias en Sant Feliu gracias a CiU, el socio de gobierno de ICV-EUiA-ISF y la llamada reordenación de atención primaria y urgencias que supuso la reducción en la atención de las urgencias en el centro de atención primaria El Pla, que paso a atender las 24 horas a hacerlo de 8 a 24 horas. Como consecuencia no tenemos farmacias de guardia a partir de las 00:30h. Los ciudadanos y ciudadanas que necesiten ir a una farmacia de guardia a partir de las 00.30 h, deberán desplazarse hasta los municipios del entorno. Convendría recordar que somos capital comarcal.

A propuesta del PSC se presentaron, en El Parlament de Catalunya, este mes de abril,  más de 1900 firmas a favor de la reapertura de urgencias nocturnas y la apertura de una farmacia de guardia las 24h, ICV junto a CIU y ERC votaron, en el Parlament de Catalunya, en contra.

No hacer durante estos 3 años ninguna medida para estimular y potenciar la contratación, ningún plan de ocupación local ni pacto social, como han hecho otros ayuntamientos de nuestra comarca: El Prat, Cornellà… Lo hacen ahora, el último año de legislatura, con clara intención electoralista.

No desarrollar durante estos 3 años ningún plan de ayuda al comercio de nuestra ciudad. No hacer nada ante las necesidades del Mercado Municipal al no escuchar a sus “paradistas”. El PSC cree que el Mercado Municipal es muy importante, ofrece proximidad, calidad, confianza y favorece al desarrollo económico local y es una seña de identidad de Sant Feliu.

La vida cultural de nuestra ciudad ha ido empobreciéndose, año tras año, han desaparecido las programaciones de las compañías teatrales profesionales en el Centre Parroquial, los conciertos de temporada en el Auditori, los Conciertos Familiares y la exposición permanente de La Ruta Modernista, el resto de actividades e iniciativas desaparecen o no encuentran ningún apoyo municipal. Desestiman la creación de la Biblioteca Comarcal Joana Raspall en La Nave CanBertrand, para montar una escuela de Hotelería, cuando estaba previsto, con la Generalitat construirla en Mas Lluí, además ya hay dos centros impartiendo clases de hotelería: Martí Dot y Palau Falguera. El PSC no se opone a la escuela de Hotelería, pero sí a su ubicación.

El disparate que ha hecho CIU, permitido por el Alcalde, en la reforma de un edificio dedicado a servicios municipales en la plaza Laujar d’Andarax, presupuestado en 422.340 euros, un proyecto que el PSC presupuestó en 50.000 euros.
Y lo que resulta más difícil de aceptar en la situación económica que estamos viviendo, el informe de la Interventora Municipal que certifica la subida de sueldos del actual equipo de gobierno en más de 80.000 € anuales respecto al anterior gobierno, sin contar el gasto en cargos de confianza, como el de protocolo y relaciones institucionales, absolutamente innecesario, que le cuesta a la ciudad 55.000 euros anuales. Durante estos 3 años un incremento de 405.000 euros.

Próximas elecciones municipales:

El programa para las próximas elecciones se está construyendo con las necesidades y aportaciones de las ciudadanas y ciudadanos de Sant Feliu. Ante todo la contención del gasto en sueldos del equipo de gobierno y la reducción de contrataciones de cargos de confianza y aplicar el respeto y el sentido común en las relaciones con el ciudadano, con un trato de igual a igual, escuchándolo, sin la prepotencia de los partidos que identifican el Ayuntamiento como algo propio, para su beneficio y no el de todos.
Soy muy consciente de las dificultades para gobernar que presentan las actuales circunstancias y de que no hay fórmulas mágicas, pero entiendo que la situación actual de nuestra ciudad se agrava como consecuencia del pacto de gobierno ICV-EUIA-ISF+CIU, partidos que representan sensibilidades sociales y conceptos políticos antagónicos y que no han encontrado el punto de equilibrio que podría beneficiar a nuestra ciudad. Creo firmemente que hay otra manera de gobernar que antepone el bien común al partidista, sin clientelismo, sensible a las necesidades sociales cercana y solidaria.

Hipotético efecto negativo de la marca PSC en las próximas elecciones municipales:

Quienes tienen que estar preocupados son los partidos que, teniendo responsabilidades de gobierno, se han dedicado a incrementar el gasto en sueldos, a aplicar políticas clientelistas, a subir o crear nuevos impuestos, dando la espalda a los problemas de la mayoría de las ciudadanas y ciudadanos.

Tener iniciativa y tomar decisiones como ha hecho el PSC y hará el PSOE con el proceso de primarias abiertas, es fácilmente criticable, sobre todo por los partidos que ni se las plantean. Es un primer paso para le regeneración de la vida política a la que tendrían que sumarse los demás partidos.


En las anteriores elecciones municipales, en el peor momento del PSC, con 4217 votos, quedamos a 54 de conseguir el séptimo concejal igualando a ICV-EUIA-ISF. En las elecciones legislativas el voto mayoritario en Sant Feliu es socialista con 7095 votos. Dada la pésima gestión de nuestro Gobierno Municipal, que nos afecta directamente a la mayoría de ciudadanas y ciudadanos, quiero hacer la reflexión al votante socialista, a los que solo votan en las legislativas que, con su voto y el de los decepcionados de los partidos que ahora gobiernan, en las próximas elecciones municipales, podremos cambiar el gobierno de nuestra  ciudad.